• Black Facebook Icon
  • Black Instagram Icon
  • Black Twitter Icon
  • Centro Hausa

EDDIE FITTE | #7CIUDADES

Video completo de la entrevista:

Cámara, sonido, edición y color: Nahuel Karg

Producción, animaciones y edición: Aven


El escritor y cronista resume experiencias en: Cullinan (Sudáfrica), Machu Picchu (Perú), La Havana (Cuba), Nápoles (Italia), Río de Janeiro (Brasil), Sicilia (Italia) y Buenos Aires (Argentina).


7 CIUDADES :


1. Cullinan, Sudáfrica:

Nos fuimos a Sudáfrica en el 2014. Y la historia era de Kevin Richardson. Es un chabón que había conocido a través de las redes sociales, el tipo vivía en el medio de la sabana con una manada de leones. Eso decían los videos; pasa que en internet es una cosa, y cuando caés con la camarita a hacer la nota es otra. Pero en este caso era super fidedigno. Por eso me quedó muy grabado en la cabeza Sudáfrica. Es de esos países que viviría visitando; o que por lo menos debería volver a visitar.
Habíamos ido a Hammanskraal, entre Johanesburgo y Pretoria. Más o menos a unos 120 kilómetors de Johanesburgo. Un viaje espectacular. Me acuerdo que ahí estuvimos con el tipo (Richardson), con los leones. La diferencia entre una visita al zoológico y eso es que ahí los que estábamos en jaula éramos nosotros, y eso te cambia el punto de vista desde donde vivís el lugar turísticamente.

2. Machu Picchu, Perú:


Quedo un poco en ortiva, y en anti, y no es tan así. No es que odio las ciudades porque de hecho mayoritariamente mi turismo es como muy urbano. Pero en algún punto es como que no te produce el mismo shock ir a New York por primera vez, que ir a Machu Picchu. Y no lo digo de hippie, sino que hay -más allá de que Machu Picchu es también una construcción humana- otra cosa para apreciar. Quizás lo que se pudo hacer con los recursos de la época.
Me acuerdo que llegué a las 5.50 de la mañana. No me acuerdo si el parque estaba cerrado... pero dijeron "5.58 hs se corre la niebla y se ve la Ciudad Sagrada"... y 5.58, no te voy a decir que sopló el viento, pero te juro que pega en el palo. Y se corrió la niebla. Y cuando se descubre ese santuario te produce una sensación muy particular. Primero porque es un templo, un santuario abandonado por una civilización; porque a esa civilización se la asesinó, se la masacró, y dominó. Y está muy mantenida, a pesar de que ya pasaron ciento y pico de años de su descubrimiento.
Sí está en un estado de recién descubierta, como "che, esto se les pasó a los colonos". Y eso es algo re lindo y re sagrado, porque son esas cosas que nuestras civilizaciones de acá pensaron para su preservación. Es un fuerte muy zarpado, que se bancó el paso de los siglos, invasiones y demás, oculto, y siendo ese tesoro que es hoy todavía.

3. La Havana, Cuba:


Me parece una ciudad hermosa, sobre todo porque ahí podés ver bien el espíritu de cada pueblo de forma muy pura. Y ves las expresiones culturales. Más allá de todo lo socioeconómico que algunos le puedan discutir al destino, sigue siendo una ciudad preciosa con un espíritu muy contagioso. Como que es muy dificil estar de mal humor... Bueno, habrá gente que se pondrá de mal humor, por supuesto. A mí no me pasó. Y en ese sentido La Havana es genial.

4. Nápoles, Italia:


Es una gran ciudad, de una mega civilización humana, y que fue parte de un gigante imperio; pero sigue teniendo una vibra popular re linda. Esas cosas son las que disfruto más.
Por ahí estando en el lugar las terminás padeciendo. Nápoles es un quilombo, están a punto de atropellarte con una moto, y te putea un tano porque vos estabas boludeando con la cámara. Entonces no voy a decirte que en ese momento no puteás. Pero prefiero eso a todo lo amancillado de otros lugares.

5. Río de Janeiro, Brasil:


Habíamos ido a ver a Independiente. Final de la Copa Sudamericana. Con uno de mis mejores amigos, mi hermano de la vida. Siempre habíamos ido a la cancha juntos, Independiente jugaba en el Maracaná, era como la experiencia perfecta. Y volver ya grandes, a una ciudad como Río, ir tres días, estás pelotudeando en la playa como un campeón, vas a la cancha y encima salís campeón: sos el Rey de América. Es espectácular.
Recuerdo que después de haber salido campeones en el Maracaná estábamos en la playa con distintos amigos, celebrando, y llegó la policía, que eran todos hinchas del Flamengo. Porque es así: la policía allá son todos hinchas del Flamengo y no hay con qué darle. No estábamos con la camiseta ni nada distintivo, pero había escudos, éramos argentinos y estábamos festejando, por lo que obviamente éramos hinchas del rojo. Y tuvimos una apretada muy fulera de la policía, que bajaron con ametralladoras y nos apuntaron. Nos hicieron sacarnos la remera y todo el show policial al pedo.
Tiramos todas las cosas por ahí... los cigarrillos medio sospechosos quedaron ahí abajo de la arena. El tipo se pone a revisar la arena, no encuentra. Yo empecé a joder con el hecho de que era periodista. Dije "tengo el teléfono del consulado". Ni sé si hay consulado en Río de Janeiro, ni sé quién es el cónsul, ni hubiera tenido el teléfono nunca, porque jamás me lo daría. Pero le dije al tipo que lo tenía, le mostré un par de tarjetas de laburo que me habían quedado. Y bueno, el poli se dejó convencer de que laburaba de eso. Y terminamos zafando.
Me quedó un atado escondido, que nos permitió seguir disfrutando del viaje. Asi que la policía no pudo evitar que la hinchada de Independiente pasara un buen momento en las playas de Río de Janeiro.

6. Sicilia, italia.


Sicilia es un destino turìstico al que siempre quise ir, y que me fascinó como esperaba que me fascine. Y me enamoré mucho de Triquel, y la Medusa. Y la bandera de Sicilia. Y la cultura siciliana, esa cosa como medio africana, europea, griega, romana. Tenés un poco de todo. Y es un lugar que me fascinó particularmente.
Me gustó el significado (del escudo), el aprendizaje eterno, me gustó el mito de la Medusa. Me gustó Sicilia.

7. Buenos Aires.


Buenos Aires es una ciudad muy particular, muy linda. Tiene todo lo que me gusta, y todo lo que elogio de otras ciudades cuando viajo. Tiene esa cosa popular, y tiene esa cosa cultural, y tiene mucha vida y mucha vibra. Todo lo que uno podría destacar de Berlín, por la cosa urbana, la cultura, cómo late, esa cosa cosmopolita. Acá en Buenos Aires es muy similar.
Y con París, con Madrid, y con Londres, y con Roma, si querés, o algunas ciudades más del sur de Italia sí hay conecciones. Buenos Aires es una ciudad que tiene una herencia europea muy marcada en barrios. Vas al Barrio Inglés en Caballito y es una cosa. Y vas a La Boca y es otra.
Una ciudad espectacular, y verdaderamente salpicada de una forma hasta desprolija, irregular, y fascinante.









Entradas Recientes

Ver todo
  • Black Facebook Icon
  • Black Instagram Icon
  • Black Twitter Icon

© 2019 - Centro Hausa